Chorizo verde

23 febrero, 2017
Eva Ramos Megías

Como ya hemos comentado en anteriores post, en el mundo, hay numerosas variedades de chorizo, pero hoy, en Ecotrip os vamos a hablar del chorizo verde originario de Toluca, (México), aunque en España, no es muy conocido.

Su característico color verde proviene de su contenido, hierbas y hojas que componen sus ingredientes. Su sabor es una mezcla entre ácido y picante, que combinándolo en tacos es simplemente delicioso.

¿Estás interesad@ en probar este tipo de chorizo? ¡Comenzamos con nuestra receta!

Los ingredientes que vamos a necesitar son:

  • 400 gr de carne de cerdo picada
  • 400 gr de carne de ternera picada
  • 1 madeja de tripa natural de cerdo, con un calibre 36/38.
  • 10 chiles
  • 2 manojos de espinacas
  • ½ taza de pepitas de calabaza molida
  • Rollo de cordón blanco para atar el embutido

Las especias que vamos a necesitar, las cuales especificaremos las cantidades en el desarrollo de la receta, son:

  • Ajo en polvo
  • Finas hiervas
  • Cebolla en polvo
  • Orégano molido
  • Clavo molido
  • Sal en grano
  • Pimienta negra molida

Una vez tengamos todos nuestros ingredientes listos comenzamos:

En primer lugar se lavan las espinacas en un recipiente con agua junto con los chiles, quitándole los tronquitos y finalmente se pican ambos.

En una olla, ponemos agua a hervir, cuando el agua esté en estado de ebullición, metemos las espinacas y las dejamos a fuego medio hasta que se oscurezcan. Tras esto las retiramos y las escurrimos. Lavamos la tripa de cerdo por dentro y por fuera, hasta que quede transparente.

En un tazón grande, vertemos la carne molida, tanto de cerdo como de ternera y añadimos las especias; una cucharada de ajo en polvo, media cucharada de finas hierbas, una cucharada de cebolla en polvo, una cucharada de orégano en polvo, una pizca de clavo (es una especia muy fuerte con lo que, con una mínima cantidad ya notaremos su sabor), una cucharada de pimienta molida, medida cucharada de sal, y las pepitas de calabaza molida, las espinacas picadas y los chiles picados y lo dejamos reposar durante 24 horas en el frigorífico.

Pasado este tiempo, lo removemos bien durante 5 minutos, lo embutimos en la tripa natural de cerdo y atamos, con la medida que queramos con el cordel.

Tras esto se deja reposar en un lugar fresco y seco, cubierto con una tela. Pasado este tiempo,  se recomienda guardarlo en el frigorífico en un tupper y consumirlo antes de 2 semanas.

Esperamos que os haya gustado y que lo pongáis en práctica. ¡Muchas gracias!

 

Bibliografía:

La cocina mexicana de Pili

Cursos especiales

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *